Ne le dis à personne

Etiquetas

, , , ,

Hoy traigo a esta página una película francesa que es la adaptación de una novela de 2001 de Harlan Coben, de quien ya hemos hecho referencia en estas páginas en entradas anteriores (con El Inocente y con No hables con extraños). Tell No One -título original del libro- fue publicada en 2001 y cinco años después sería llevada a la gran pantalla con el título Ne le dis à personne, de la mano del director Guillaume Canet, que también fue coautor del guion. En castellano se estrenó con el título de No se lo digas a nadie. Fue interpretada en sus papeles principales por François Cluzet, André Dussolier y Marie-Josée Croze.

Un médico pediatra perdió a su esposa, asesinada mientras estaban en una casa de campo. Su suegro, un policía ya retirado, reconoció el cadáver a pesar de estar muy desfigurado. Pero ocho años después, el médico recibe un mail con una grabación reciente en la que la mujer aparece en la actualidad. El doctor empezará la búsqueda.

Tell No One (Ne le dis à personne) | Cinema365

La policía nunca ha dejado de sospechar que fue el propio médico quien asesinó a su esposa, y éste se topará con un rico propietario cuyo hijo también fue asesinado en aquella época. La trama se complica cuando unos asesinos matan a una amiga de la esposa.

Tell no one" ('Ne le dis a personne') by Guillaume Canet - Cinema Without  Borders

Como las obras anteriores basadas en novelas de Coben que he reflejado aquí, No se lo digas a nadie trata de un crímen mal resuelto que, a medida de avanza la trama, va dando giros inesperados -pero lógicos- que no finalizan hasta pocos minutos antes de concluir el metraje. Nuevamente, una película con una novela detrás.

Una película digna de ver.

Por qué prefiero películas basadas en novelas.

Etiquetas

,

Una novela ha de resultar creíble, ya narre una historia ambientada en el imperio romano, sea una obra de ciencia ficción, un drama del siglo diecinueve o un relato erótico. La novela negra no podría ser menos, y a las películas del mismo género les ha de ocurrir lo mismo. De ellas hablaré al final de estas líneas.

La novela negrocriminal –término acuñado por un famosísimo y por desgracia desaparecido experto de nuestro país- ha de enganchar. Para ello debe contar, en cualquiera de sus variantes, con determinados ingredientes en ocasiones no fáciles de combinar, ya se trate de novela negra por antonomasia, novela enigma tradicional, novela policiaca, de suspense o cualquier otra que se pueda incluir en el género negrocriminal. No hablaré ahora de mis publicaciones, sino de cómo me agradan a mí las publicaciones de este género y, por extensión, de cualquier otro.

Debe existir un equilibrio entre trama y literatura: entre lo que se cuenta y cómo se plasma sobre el papel o la pantalla. La historia ha de ser atrayente, incluso buena. O muy buena. Ha de ser creíble, como dije antes, y entendible. La temática será seguramente reiterada –desde Caín y Abe, no se ha desbancado al más execrable de los crímenes crimen- pero no lo será la historia particular.

Los personajes son de lo más importante, ya que otorgan la particularidad a lo que se narra: es lo que les pasa a ellos, son quienes particularizan los sucesos. Pero sin historia no hay novela, por supuesto, y el modo en que se escribe lo es casi todo. Hay novelas que se centran sucintamente en los hechos, otras que preferentemente abordan el entorno. Hay novelas donde parece que se levante mera acta de cuanto sucede, mientras que en otras se hace literatura. La gracia está en cómo se combinan ambos ingredientes: forma y fondo. Un acertado equilibrio mantiene el interés y permite seguir la lectura sin perderse.

A mí me agradan los giros inesperados, pero no inesperables. Tampoco necesitamos ir de sobresalto en sobresalto a medida que pasamos páginas. Crónica de una muerte anunciada narra un asesinato que desde la primera línea sabemos que vemos que se va a producir, y se produce. No me llaman los prestidigitadores de la pluma que hacen aparecer un detalle al final que no viene a cuento pero que trastoca todo lo escrito. Un final ha de irse construyendo, aunque sea sutilmente, y debe ir alentando al lector a adelantarse a él, creando sus propias hipótesis: varias hipótesis, no una. Si solo hay una hipótesis, confirmada al final, la novela podría ser aburrida (salvo que su interés devenga de algo distinto a disfrutar de una mera intriga).

Valoro las formas de escribir y me agradan las particularidades. Uno de mis autores favoritos construye diálogos seguidos, sin puntos aparte ni guiones y siempre puestos en cursiva. Choca la primera vez que se ve, pero acierta con ellos y le confieren un valor diferenciador. También me agradan aquellos escritores que directamente narran los diálogos. En todo caso, la corrección de una novela es fundamental. Un error tipográfico hace daño al ojo y una falta ortográfica lo lesiona. Si ya son muchos, lo ensangrientan. Una maquetación deficiente resta calidad a la trama y aruina una novela.

Luego vendrían la publicidad y la distribución, pero son aspectos de otro costal de harina, sobre los que reflexionaré en otro momento. Ahora regresaré al título de este post.

Es evidente que la novela se hace de palabras y el film se construye con imágenes, y tanto una como otro hacen fluir hasta el final. Pero, para mi gusto, las páginas son más sugerentes, más propicias a la subjetividad del espectador. Si en una novela ha de existir una lógica entre el transcurso y el final, sin chirridos, en una película sucede lo mismo. No hace gracia tener que volver atrás para hallar el punto en el que nos perdimos, hace ya unos cuantos capítulos o secuencias.

Si uno no se distrae mirando las musarañas mientras ve un film, difícilmente no llegará a la conclusión que buscan el guionista y el director; el cual, dicho sea de paso, viene reforzado por la espectacularidad de las imágenes, donde no nos imaginamos a los personajes, sino que los vemos interaccionar. En el libro pasa diferente. Para que el lector entrevea lo que se quiere narra e imagine la acción, hay que describir, pero sin aburrir. Y la historia ha de ser lo suficientemente compleja para conseguir aquella espectacularidad y evitar que se deje olvidado el volumen en el primer rincón, al cabo de unos pocos capítulos.

Escribir para sugerir es más difícil; y de aquí vengo a concluir -en muchos de los filmes que presento en este mismo lugar- que se nota cuando una película deviene de una novela previa.

Continuaremos hablando de estas cuestiones en otra ocasión.

No hables con extraños

Etiquetas

, , , , , ,

De Harlan Coben hablamos en estas páginas cuando presentamos El inocente, serie española basada en su novela de 2005 The innocent. Cuatro años antes había publicado Tell no one. En 2020 se estrenó la serie británica basada en el libro, que se llevó a la pequeña pantalla con el título de The stranger. Constó de ocho capítulos que unos cuarenta y cinco minutos cada uno, estrenados en castellano como No hables con extraños. Estuvo protagonizada por Richard Armitage, Siobhan Finneran, Hanna John-Kamen y Stephen Rea, entre un gran elenco de actores que desarrollan papeles fundamentales para el desarrollo de la historia.

Una chica, empleada como acomodadora en un cine y vinculada a un despacho de detectives privados, chantajea una tras otra a un buen número de personas que tienen algo que esconder. Informa al protagonista de la serie es un abogado que está defendiendo a un amigo ex policía al que una constructora pretende desahuciar. La chantajista le informa de que su mujer también guarda un secreto inconfesable: años atrás fingió un embarazo y el posterior aborto.

The Stranger Serie de Harlan Coben - Libros Happy

La mujer desaparece inmediatamente sin que nadie sea capaz de hallarla. Al tiempo se entrecruzan múltiples tramas: la amiga de la agente que lleva adelante la investigación es asesinada; un chico aparece malherido tras una fiesta donde se han consumido drogas; el padre del protagonista también es chantajeado porque al parecer tiene un hijo extramatrimonial; un policía con una hija que padece una extraña enfermedad. Todas las piezas concluirán ensamblándose.

Should I watch Harlan Coben's new series The Stranger on Netflix?

Harlan construye una historia con entradas múltiples y la serie marca un ritmo trepidante que mantiene en vilo al telespectador hasta el final. Se nota que destrás del guión hay una novela.

Muy digna de ver.

Literatura en negro.

Etiquetas

, ,

Hace poco escribía en estas páginas, sintética y escuetamente, acerca de qué me motiva a leer unas u otras novelas. Concluía enunciando las características de mis lecturas favoritas, de aquellas novelas que de verdad me deleitan. Debo añadir que soy persona de simultanear relatos. Ya sé que algunos lo verán inaudito y que otros juzgarán propio de quien se aburre con lo que lee. No es así: yo simultaneo incluso las novelas que me enganchan. Y, entre medias, hasta escribo algunos párrafos, créanme. Cada cual posee su particular idiosincrasia y esta es una de las características de la mía. Qué le voy a hacer…

Puede ser una imagen de anteojos y libro

Todo lo anterior no tiene más finalidad que venir a anunciar que hoy he acabado La transparencia del tiempo, de Leonardo Padura, la cual llevaba un mes en el montoncito de encima de mi mesita de leer por la noche. Y he de decir que me ha encantado.

La transparencia del tiempo es la penúltima -creo- aventura de Mario Conde. Mario es un ex policía cubano en tiempos de transición política y personal, como supongo que debe estarlo mucha gente en la isla; como lo estuvo mucha gente también en estas otras latitudes mías (otro día hablaré -o no- de ello). Puesto en sus sesenta años, Mario se dedica en la actualidad a “traficar” con libros de viejo y de vez en cuando acepta un encarguito como detective privado, que le permite regalarse algunos excesos económicos. En esta ocasión es un compañero de preuniversitario el que reclama servicios.

En síntesis: el amigo es un nuevo rico cubano al que un amante ha expoliado diversas obras de arte, entre ellas una virgen de madera de valor incalculable. Conde ha de encontrar al amante y también la talla. El ex policía se sumerge en el mundo lumpen cubano y a su paso van aflorando mafiosos y cadáveres, incluido el del amante del amigo robado. Paralelamente se va tejiendo, marcha atrás en el tiempo, la historia de la famosa virgen, en un recorrido que transita desde la guerra civil española el medievo feudal catalán. Todo ello regado con un abundante repaso de la situación de la isla en dos mil catorce: Padura hace en La transparencia del tiempo un retrato de feroz contraste entre los ricos post revolucionarios y los paupérrimos barrios de barracas próximos a Santiago. Y un retrato, también, de desilusión entre quienes creyeron en la revolución y ahora ven desertar a sus amigos.

La historia ocupa cuatrocientas y pico páginas que podrían ser menos, si solo se tratara de relatar la trama negra que la vertebra. Pero para mi gusto no sobra ni un solo renglón. La transparencia del tiempo es pura literatura. Negra, social, sí; pero literatura con mayúsculas.

Lectura digna de saborear, de estirar noche tras noche, día a día.

Uno de los nuestros.

Etiquetas

, , , , , , , ,

Goodfellas2.jpg

Nicholas Pileggi es un escritor, guionista y productor estadounidense. Es autor de las obras Wiseguy y Casino, y productor de American gangster. Sus libros demuestran una especial predilección por el mundo de la mafia y en ellas resigue la vida -a modo de biografía- de determinado mafiosos, relatando sus respectivas trayectorias.

Wiseguy

En mil novecientos ochenta y cinco publicó Wiseguy: Life in a Mafia Family, una crónica basada en hechos reales que se desarrolla a partir de finales de los años cincuenta. En el año noventa escribió el guion de la película Goodfellas, que dirigió Scorsese, del mismo modo que años después dirigiría Casino. Goodfellas se estrenó en castellano bajo los títulos Uno de los nuestros o Buenos muchachos. Estuvo interpretada por De Niro y Pesci -que repetirían protagonismo en Casino– y por Ray Liotta.

La pasta boloñesa de Goodfellas receta de película

Un chico de barrio admira el modo de vivir de unos mafiosos cercanos a su barrio. Desde siempre tiene muy claro que quiere integrarse en su banda, y no parará hasta lograrlo.

El film, como dije al principio, es un recorrido de décadas en el devenir y vicisitudes de una facción de delincuentes, desde que el chico decide unirse a ellos hasta que se produce la debacle.

Una película espectacular. Muy interesante y digna de ver.

Rojst

Etiquetas

, , , ,

Rojst es una serie negra polaca de dos mil dieciocho que consta de cinco capítulos. Ha sido dirigida por Jan Holoubek, que también fue autor del guion. Está protagonizada por Andrzej Seweryn, Dawid Ogrodnik, Zofia Wichłacz, Magdalena Walach, Piotr Fronczewski, Agnieszka Żulewska, Jacek Beler y Nel Kaczmarek. En castellano se estrenó con el título En la ciénaga.

En la década de los ochenta, dos periodistas -uno novato y otro veterano- se lanzan a investigar un doble suceso. Por un lado, un dirigente local del partido comunista polaco ha sido degollado en un bosque, junto a una prostituta con la que estaba manteniendo relaciones sexuales. Pronto la policía detiene al novio de la chica, al que obliga a confesar el crimen. Los periodistas, en especial el más novato, no creen que el hombre sea el responsable de las muertes.

En la ciénaga, un thriller oscuro en la Polonia comunista - La Batidora

Al tiempo, el periodista veterano investiga el suicidio de una adolescente de su familia. El novio de la chica también se ha suicidado al tiempo que ella. Al avanzar en sus pesquisas acabará descubriendo que este caso y el del político asesinado están conectados.

En la ciénaga recrea los años ochenta polacos con gran precisión, especialmente la sordidez del momento. El muro aún no ha caído y el comunismo en occidente se mantiene, aunque dando sus postreros estertores. En este ambiente, ambos periodistas buscan la verdad, pero se topan con el aparato represor y la corrupción institucional y política del sistema. Como siempre, la solución al enigma será la más sencilla.

Un film muy digno de ver. La serie cuenta con una segunda parte –La ciénaga 1997– que retoma a sus protagonistas, trece años después, y monta una trama diferenciada a partir de ciertos aspectos de En la ciénaga.

Por qué me paro a leer

Hay libros que se leen por compromiso. Alguien te regaló el volumen y sabes que un día u otro te preguntará qué te ha parecido, y sientes que sería descortés no haberlo hecho o decirle que solo llegaste a la mitad -o a menos- antes de relegarlo al olvido en algún estante de por casa. También es posible que te hayas comprometido con algún amigo a una tertulia entre dos sobre tal o cual título o autor, o que estés vinculado a un club de lectura y no quieras caer en falta. Puede, incluso, que leas profesionalmente, como los editores o los correctores. Lecturas, como decía al principio, por compromiso.

Otros libros los lees por una poderosa curiosidad por saber cómo escribe ese autor tan renombrado; o porque –bendito sea el caso- no puedes levantar la vista de las paginas hasta que no sepas si aquella pareja fue feliz, o si consiguieron huir a tiempo, o si lograron desenmascarar al asesino. Son los libros y los autores que te atrapan por su trama.

En otro estadio se encuentran las obras que te atrapan por el modo en que están escritas. Llega un momento en que la trama pasa a un segundo plano y lees por seguir sumergido entre sus renglones placenteros, página tras página. Te deleitan las frases, los vocablos; o te llama poderosamente el modo novedoso en que se explica la historia, se narran los escenarios o se construyen los diálogos; da igual que el cuento acabe así o asá. Estos son los libros que conforman la literatura.

De todos ellos, estos terceros son mis favoritos. Incluso en novela negra.

Galveston.

Etiquetas

, , , , ,

Nic Pizzolatto es un estadounidense autor de las novelas Between Here and the Yellow Sea (2006) y Galveston (2010) y de las series True detective y The killing.

La película Galveston se estrenó en 2018, dirigida por Melenie Laurent a partir de un guion del propio Pizzolatto. Fue interpretada por Ben Foster y Elle Fanning, en sus papeles principales.

Un sicario a quien acaban de diagnosticar cáncer de pulmón cae en la trampa que le tiende su jefe: le ha encargado asustar a un abogado, pero en realidad ha planeado aprovechar la misión para acabar con el pistolero. Este logra huir, junto a una joven prostituta que se encontraba de casualidad en la vivienda del abogado. Perseguidos por el hombre que ha intentado matarle, el sicario se esconde en su pueblo natal, Galveston, donde planea chantajear a su jefe. Por el camino, la chica que le acompaña recoge a una niña de tres años, su presunta hermana, creándose entre los tres una especial relación.

Galveston, la recensione del film di Mélanie Laurent

Galveston en una película acerca del submundo más sórdido de la delincuencia, donde se unen dos personajes destinados a ser derrotados. Un film para aquellos que toleran los finales infelices.

Why the Fuck Should I Watch GALVESTON? | by the WTF critic | Medium

Digna de ver, sin duda.

John Le Carré: El sastre de Panamá

Etiquetas

, , , , ,

John Le Carré publicó The Tailor of Panama en 1996. Fue una de sus novelas posteriores a la serie George Smiley. Cinco años después, John Boorman la llevó a la gran pantalla, producida por el propio Le Carré, que también colaboró en el guion. Fue protagonizada por Pierce Brosnan, Geoffrey Rush, Jamie Lee Curtis, Leonor Varela y Brendan Gleeson.

Un espía británico es castigado con un traslado a Panamá tras haber protagonizado un importante incidente diplomático en su anterior destino. Al llegar al lugar planea crear una red de contactos que le permitan acceder a información relevante y así poder redimirse. Presiona a un afamado sastre de la capital y le amenaza con revelar su turbio pasado en prisión. El hombre atraviesa un mal momento económico y, para obtener dinero, se inventa una historia según la cual ciertas potencias pretenden hacerse con el canal.

Informa al espía británico de que un grupo de resistentes al gobierno panameño estaría dispuesta a llevar a cabo una revolución que, de recibir una financiación adecuada, pondría el canal en manos de occidente. EEUU llega a tener conocimiento de los hechos y, alarmados, deciden invadir el país.

CineOJO: Una canción del film "El sastre de Panamá"

Como en otras producciones posteriores a la guerra fría -por ejemplo, en El jardinero fiel-, Le Carré trata de cuestiones éticamente escabrosas y que ponen sobre aviso al lector o al espectador. El asalto a Panamá para derrocar a Noriega era reciente y el film -y por supuesto la novela- no precisaron argumentar mucho la trama para hacerla creíble.

John le Carré en el cine (II) | La mano del extranjero

Una película quizás solo entretenida, pero con un gran mensaje de fondo. Digna de ver.

Katla

Etiquetas

, , , ,

Katla no es una serie negra ni policial (a pesar de que aparezca la policía), ni una serie detectivesca o enigma. Es una serie de ciencia ficción a la que hay que buscar un final propio del género. Pero posee un componente tan alto de intriga y de suspense, que la traigo a estas páginas. No será una serie negra, pero su ambientación es tan oscura como la ceniza que desnaturaliza los paisajes de la zona y que llena de inquietud al espectador.

22 series de suspenso y misterio que te atraparán en Netfix

La actividad sísmica en Islandia es important, hasta el punto de que la erupción de uno de sus volcanes en dos mil diez llegó a afectar a todo el tráfico aéreo entre Europa y el continente americano. El volcán Katla se ubica al sur de Islandia, tiene una altura de poco más de mil quinientos metros y su cráter es de unos diez kilómetros de diámetro. Entra en erupción una o dos por siglo y su última actividad eruptiva al exterior del glaciar fue registrada hace cien años. Vik es una población costera de unos trescientos habitantes situada bajo la influencia del Katla, a menos de doscientos kilómetros de Reykjavik.

Ambientada en esta zona, Katla es una serie de producción islandesa de 2021, con guion de Sigurjón Kjartansson. Consta de ocho episodios de entre cuarenta y cincuenta minutos, dirigidos por Baltasar Kormákur, Thora Hilmarsdottir y Börkur Sigþórsson. Está protagonizada, en sus papeles principales, por Ingvar Eggert Sigurðsson (que ya vimos en la serie policíaca Las marismas), Björn Thors, Aliette Opheim, Thorsteinn Bachmann y Guðrún Eyfjörð, entre otros actores fundamentales para el desarrollo de la trama.

Katla (2021) crítica: una enigmática serie de Netflix que va de menos a más  y confía demasiado en los cliffhangers

La serie explica que la erupción del volcán Katla no solo ha dejado cerrado en sí mismo al pueblo de Vik y al puñado de habitantes que resisten allí, sino que produce unos extraños fenómenos. Todo empieza cuando aparece una mujer, recubierta de ceniza que viene a ser el doble de una empleada del hotel, que dejó el pueblo hace veinte años. Luego aparecerá una chica a la que se creía muerta, tras perdérsele la pista hace un año, y un niño que murió en un accidente de tráfico, tres años atrás; o el clon sano de la esposa del policía del pueblo, aquejada actualmente de un cáncer terminal. La confusión será absoluta entre los habitantes el pueblo, que tratarán de averiguar de dónde viene estos seres, a los que llaman suplantadores, y por qué están ahí.

▷ Katla Temporada 1: ¡Explicación del final! Grima, cuervos, meteoritos,  etc. - Point Magazine 2021

Una serie muy recomendable de ver.